Inicio » Mr. Foodlife: La apuesta por lo sostenible ha llegado para quedarse

Mr. Foodlife: La apuesta por lo sostenible ha llegado para quedarse

Google+

Mr. Foodlife tiene como objetivo promover hábitos saludables. Esta startup ha sido consciente de que la demanda de productos ecológicos está creciendo y aumentando su producción. La apuesta por lo sostenible ha llegado para quedarse y así lo indica el último estudio de la consultora Kantar Worldpanel. Los alimentos bio ya llegan a seis de cada diez hogares y las ventas de estos productos han crecido un 14% en el último año.

En la consultora Nielsen también destacan el incremento imparable de estos productos. Según afirma, el mercado español de productos ecológicos es el décimo más grande del mundo y alcanza ya los 1.686 millones de euros.

Te puede interesar: Entrevista a Wetaca: Emprender con pocos recursos

No es una moda pasajera, la gran ola verde responde a un perfil de consumidor exigente, acostumbrado a comparar y a elegir con criterios de calidad y medioambientales.

Alejandro Fuentes, CEO de Mr. Foodlife, era consciente de ello, vio un claro potencial en la distribución de productos ecológicos y creó Mr. Foodlife. Esta empresa, nacida en Málaga, ha sido financiada, en gran medida, por la red de inversores BusinessInFact, colaboradora de la Escuela de Negocios y Dirección – ENyD.

A partir del programa de aceleración de la Universidad de Málaga, BusinessInFact, con Erick Remedios a la cabeza, business angel y docente de la Escuela de Negocios y Dirección, se convirtió en su mentor durante cinco meses. Gracias a él consiguieron captar financiación de varios inversores, entrando a formar parte de la empresa y ayudándoles a mudarse a la capital, lugar donde realmente ha crecido todo el negocio. 

Erick Remedios afirma que nunca había tenido la oportunidad de apostar por el mercado de la alimentación saludable, pero las cifras positivas del sector le hicieron cambiar su perspectiva. 

Mr. Foodlife
Erick Remedios, Business Angel y docente de ENyD

En el momento en que Erick Remedios conoció el proyecto de Mr. Foodlife, la empresa no tenía ni siquiera el mismo nombre que el actual. Para nuestro docente, es fundamental el compromiso del equipo promotor con las bases del proyecto. Su disposición a iterar de forma ágil en el modelo de negocio, a la vez que su compromiso con el propio proyecto fue la causa de la inversión de BusinessInFact en esta startup.

El conocimiento del mercado es para BusinessInFact un factor fundamental a la hora de participar en un proyecto, así lo transmiten de forma insistente a los alumnos de la Escuela de Negocios y Dirección. 

En este caso, los promotores del proyecto Mr. Foodlife han sido muy comprometidos con el proyecto y han visto la oportunidad desde el productor hasta el mercado final. Luego ha sido cuestión de hacer algunos cambios sobre el modelo lo que ha hecho que el proyecto haya ido evolucionando de forma positiva.

Mr. Foodlife presenta tres líneas de negocio. Su primera línea de negocio, a través de la cual nace la marca, es llevar fruta ecológica a las oficinas, además de otros productos, galletas artesanales ecológicas, chocolates, etc.

Poco a poco fueron evolucionando y se centraron en el sector de la alimentación. La hora de la comida es un punto fuerte donde podían resolver un problema. Y así fue como empezaron a gestionar “las cantinas” de las empresas facilitando la hora de la comida a los empleados. Así, pueden acceder diariamente a comida recién hecha. Tan sólo tienen que elegir por la mañana lo que quieren, Mr. Foodlife lo cocina en sus locales y posteriormente hacen el servicio delivery.

Su tercera línea de negocio es una evolución de la segunda. Consiste en llevar ese servicio de comida al usuario final. Ahora existe un concepto llamado “las cocinas fantasma”, son restaurantes que no venden al público directamente sino a través de empresas de delivery. De este modo, trabajan con diferentes tipos de cocina, distintos restaurantes, que se unen a través de Mr Foodlife. 

“Siempre con el mismo objetivo, promoviendo un producto 100% ecológico, saludable y sobretodo asequible”, destaca el CEO de Mr Foodlife.

Su producto ecológico y saludable es su gran propuesta de valor. En la mayor medida, todos los productos de Mr. Foodlife son ecológicos y cocinados en el momento. Por lo tanto, eso genera un producto mucho más sabroso, más saludable y una mayor calidad. 

Trabajan de manera muy cuidadosa la experiencia del cliente. Así, a sus usuarios/clientes les preguntan qué es lo que no les gusta para tratar de mejorarlo y que sea una mejora constante. “Tratamos de que todo el feedback sea lo más rápido posible para tratar de poner solución al día siguiente”. 

¿Sale caro apostar por lo ecológico?

Realmente el precio del producto ecológico no es tan caro, es decir, como todo, cuando hay menos, las empresas buscan poner márgenes mayores y el precio sube. “Nosotros buscamos más el volumen que el margen”. Por lo tanto, los márgenes de Mr. Foodlife son más pequeños. “Nuestro producto se vende al mismo precio que la fruta o verdura convencional, pero buscamos que el mayor número de personas puedan consumir nuestro producto. Nuestra filosofía es no quedarnos con pocos clientes sino tener muchos clientes a un margen menor.

Su finalidad es que sus clientes coman mejor, vivan mejor y que no sea un impacto grande para su bolsillo y gracias a su manera de trabajar facilitan comida saludable, comida real y cocinada en el momento. 

Su cliente potencial son empresas jóvenes, startups, con una mentalidad muy abierta, que quieren cambiar la forma de la que se trabajaba hasta ahora, y quieren dar un valor añadido a sus empleados, de una forma completamente distinta.

Erick Remedios, inversor de la startup, afirma que Mr. Foodlife “ha visto la oportunidad de llevar estos platos y estos productos al consumidor final aportando un valor diferencial a la empresa, lo que hace que pueda penetrar en el mercado a mayor velocidad, con unos costes más baratos y a nosotros como inversores nos supone un riesgo más diluido en el proceso de inversión”.

¿Cuando es invertible un proyecto?

Según Erick Remedios, para que un proyecto sea invertible tiene que cumplir dos etapas: 

  • La viabilidad: Compuesta por mercado y ventaja competitiva. Es aquí cuando el proyecto emprendedor tiene que ser capaz de demostrar que su propuesta de valor encaja con algún segmento de cliente y resuelve algún problema real. En el caso de la ventaja competitiva tiene que demostrar que se diferencia de alguna forma. 
  • La factibilidad: Una vez que es viable debe ser factible, y para ello debe de tener un modelo de negocio parcialmente validado, debe tener un equipo que sea suficiente para sacar adelante el proyecto y a la vez tiene que demostrar que está en el momento adecuado para hacer crecer su compañía. 

Tanto la viabilidad como la factibilidad son de carácter obligatorio para todo emprendedor. En cambio, es una responsabilidad de los inversores como selectores de proyectos o inversores privados, el que estos proyectos sean invertibles. 

Te puede interesar: En ENyD ya tenemos nuestras agendas Mr. Wonderful

Solamente se invierte en proyectos que están en esta etapa y para ello tienen que ser capaces de demostrar que son escalables y que ofrecen alguna oportunidad de salida para los propios inversores. 

¿Cuál es el punto más crítico a la hora de seleccionar un proyecto emprendedor?

“Ideas hay muchas y proyectos con posibilidades de éxito también”, afirma Erick Remedios. Los dos factores fundamentales a la hora de evaluar un proyecto y lo que se convierte en un elemento más crítico es, sin duda, “la evaluación del equipo promotor”, ya que no cuentan con un método que sea suficientemente material y eficiente a la hora de seleccionar al equipo y ahí es donde se llevan muchos desengaños. 

El 90% de los fracasos están provocados por fallar en la selección del equipo promotor. El segundo elemento crítico a la hora de evaluar un proyecto es su propia escalabilidad, ya que los emprendedores, en muchos casos, no ven la necesidad de que su proyecto sea escalable.

El principal objetivo de la marca es acercar a las empresas los hábitos saludables porque en la mayoría de las empresas, por falta de tiempo o por vaguería a veces, la gente no cuida su salud, y buscan la comida más rápida posible como bollería industrial, comida prefabricada… Desde Mr. Foodlife han tratado de trasladar esa comida rápida a algo saludable para los empleados.

Un gran modelo de negocio que desde la Escuela de Negocios y Dirección apoyamos. Por este motivo, Mr. Foodlife es una de las empresas que hemos escogido este año para que sean los encargados del Proyecto Final de Máster (TFM) de nuestros alumnos del Máster Oficial en Dirección y Administración de Empresas (MBA)Durante varios meses, los estudiantes han tenido que analizar la startup para realizar un plan de negocio orientado a la fase growth de la compañía. ¿Hasta dónde será capaz de llegar Mr.Foodlife?

Artículo anterior

En ENyD ya tenemos nuestras agendas Mr Wonderful

Artículo siguiente

8 CLAVES PARA ORGANIZAR EL DEPARTAMENTO COMERCIAL

Google+

No hay comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *