Inicio » MICROMOMENTOS: IR, HACER, COMPRAR, SABER

MICROMOMENTOS: IR, HACER, COMPRAR, SABER

Google+

enyd micromomentos“¿Cuál es la capital de Kirguistán? Espera un momento, que lo miro”. Esta conversación es habitual. Hoy en día, acudir al smartphone o la tablet para resolver una duda está a la orden del día. Son los llamados micromomentos, y pueden convertirse en grandes aliados para las marcas y en perfectas oportunidades de venta. ¿Los conoces?

Los cuatro micromomentos

Las búsquedas en internet desde el ordenador de sobremesa durante largos periodos de tiempo han sido sustituidas por las consultas relámpago en dispositivos móviles. Según datos de Google, el 91% de los usuarios recurre a su smartphone para buscar información mientras lleva a cabo otra tarea simultánea. Así, la propia compañía acuñó el término de marketing digital “micromomento”, para referirse a estos espacios de tiempo de consumo.

Los micromomentos se producen cuando las personas acuden de forma espontánea a sus dispositivos móviles para dar respuesta a una necesidad de obtener información, realizar una acción determinada, efectuar una compra o encontrar un contenido interesante. Se trata, por tanto, de momentos en los que los usuarios definen sus intereses y preferencias, aportando información de valor para las marcas y convirtiéndose así en clientes potenciales.

Estos micromomentos se pueden clasificar en cuatro grandes grupos:

  • Quiero ir: cuando el usuario solicita información sobre ubicaciones o indicaciones para llegar a un punto concreto. El 65% de los internautas busca indicaciones al menos una vez por semana, de los cuales el 62% indaga más información acerca de la tienda. Los comercios y establecimientos pueden aprovechar estas oportunidades mediante tecnología de geolocalización para promocionar sus productos o enviar ofertas.
  • Quiero saber: los consumidores utilizan los buscadores para obtener información acerca de un tema particular durante una conversación o la realización de otra actividad. Esto supone, por un lado, una definición de preferencias e intereses por parte del usuario y, por otro, una gran ocasión para las marcas que pueden darse a conocer mediante técnicas de RTB o retargeting.
  • Quiero comprar: el 70% de los consumidores busca información sobre un producto que desea comprar al menos una vez a la semana. La mitad de ellos realiza búsquedas encontrándose en la propia tienda física. Aquí, los datos obtenidos son fundamentales en la decisión de compra, ya que el 69% de los clientes afirma que la calidad y relevancia del mensaje que reciben de la marca influye en su decisión final. La estrategia de posicionamiento, SEO y publicidad digital, así como el marketing de contenidos juega un papel primordial para las ventas de la marca.
  • Quiero hacer: los internautas buscan información acerca de cómo hacer algo. En este caso, los vídeos tutoriales o instructivos de la plataforma YouTube son los más visitados. Las empresas deben estar presente y responder a las dudas planteadas por los consumidores y asentar así su branding e imagen de marca y ocupar su lugar en el imaginario del cliente.

¿Qué pueden hacer las marcas?

Ante estos micromomentos la tarea principal de la marca es entender las necesidades de los consumidores y ser capaces de darles la respuesta más adecuada en ese preciso instante. Para ello, puede llevar a cabo una serie de acciones:

    • Optimizar el posicionamiento y SEO en buscadores para aparecer entre los primeros resultados de búsquedas y aumentar las posibilidades de obtener clics.
    • Poner en marcha campañas de Google Adwords con anuncios atractivos que promocionen los productos que los consumidores solicitan.
    • Emplear la tecnología de la geolocalización, beacons o NFC para enviar promociones y/o descuentos a los clientes cuando se encuentre en un radio cercano al de la tienda física.
    • Implementar estrategias de retargeting y RTB que permiten promocionar productos y hacer publicidad para el consumidor basándose en la información de sus búsquedas.
    • Mantener actualizadas sus redes sociales, principal fuente de búsqueda de información y opiniones por parte de los internautas, así como sus canales comunicativos, como páginas web o blogs.
  • Crear contenido interesante y de valor, especialmente multimedia, y complementarlo mediante el uso correcto de etiquetas, detalles y títulos descriptivos.

La vuelta a casa en autobús, esperando al tren, tomando un café o comprando una prenda de ropa en una tienda. Todo momento, por pequeño que sea, es perfecto para que la marca esté al lado del cliente. ¿Vas a dejar pasar un micromomento?

Artículo anterior

RATIOS DE RENTABILIDAD: LAS SIGLAS ANTI-RIESGO

Artículo siguiente

EL CONSEJO DE ADMINISTRACIÓN: CONTROL Y TRANSPARENCIA

Google+

No hay comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *